Autobuses sin conductor: ¿el futuro del transporte?

Autobuses sin conductor: ¿el futuro del transporte?¿Autobuses circulando sin conductor? Aunque lo parezca no se trata de ciencia ficción. Los vehículos autónomos ya son una realidad y vienen dispuestos a revolucionar el mundo del transporte. Seguro que has oído hablar del coche autonómo de Google y quizás incluso de los camiones que comienzan a circular de forma autónoma por las carreteras de EEUU, pero otras empresas de todo el mundo han conseguido llegar más lejos y poner en funcionamiento los primeros autobuses sin conductor. Debido al gran crecimiento de la población en las ciudades, es imprescindible encontrar nuevas soluciones para ofrecer un sistema de transporte sostenible.

En China, la compañía Yutong realizó en Agosto el primer servicio especial sin conductor y con pasajeros en la provincia de Henan. El autobús recorrió 32,6 km entre las ciudades de Zhengzhou y Kaifeng. Fue capaz de identificar 26 semáforos, cambiar de carril y adelantar a otros vehículos. Trikala en Grecia es la primera ciudad europea de un total de cinco que ha puesto en marcha el proyecto piloto CityMobil2. La iniciativa ha comenzado en septiembre y teminará en Febrero. Tienen una capacidad para 10 o 12 personas y alcanzan una velocidad máxima de 20 km hora. En un pequeño pueblo de Holanda Wageningen han decidido acercar esta nueva realidad a todos poniendo en funcionamiento unos pequeños autobuses que funcionan sin conductor, y que según los propios creadores son lentos pero seguros. Se llaman WEpods y tienen capacidad para llevar a 6 personas.

¿Y en España? Fuimos los primeros en probar estos autobuses sin conductor. El año pasado en León se realizarón las primeras pruebas con un autobús completamente autónomo. El minibús de CityMobil 2 podía alcanzar hasta los 40 km por hora y tenía una capacidad para 10 pasajeros.

Para que estos autobuses sin conductor circulen por nuestras calles y sean parte de nuestra vida cotidiana todavía hay que limar algunos detalles, tanto desde el punto de vista tecnológico como político. Pero de primeras parece un buen uso de la inteligencia artifical ¿no crees?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *